top of page

Malcolm Nguema Boriba · Davlak

Actualizado: hace 2 días



Los lectores de este blog conocen Ojos de perra azul, el podcast de Radio Mandarache que dirijo junto a Alberto Soler y que tiene esa increíble edición y dirección de arte de Fito Conesa. Sin embargo, detrás de nosotros, existen un grupo de veinte jóvenes protagonistas que componen cada episodio. Sin sus voces, seríamos incapaces de darle forma a cada idea, reflexión, propuesta creativa. De allí nace esta iniciativa de conversaciones perrunas, un espacio en el blog en donde iremos publicando breves entrevistas a cada una de sus participantes. Este podcast es una experiencia colectiva, la intención no es sólo ponerles un rostro, sino de ofrecer un contexto y ampliar su sentido de pertenencia en este proyecto.


conversación perruna 1: Malcolm Nguema Boriba · Davlak, 17 años

¿Quién es Malcolm?

¡Qué bien te conoces!... A ver, ¿cómo llegas tú a Mandarache?

Fue bastante simple. La profesora de Lengua nos comentó del proyecto, y le dije para participar. Nos dieron una serie de libros, leímos, luego nos llevó a un encuentro con los autores y más tarde la gala. Creo que eso fue en el segundo año que tuve un contacto más cercano, porque en el primero solo tuvimos un debate y no pudimos ir a la gala.


¿Y en qué momento te enteraste del podcast?


Fue la misma profesora de Lengua que dijo: "oye, chicos, que nos mandan un correo de que hay un podcast que se llama Ojos de perra azul". Explicó un poco de qué se trataba y tal, "¿quién quiere ir?" Yo levanté la mano inocentemente y ahora estoy aquí atrapado. Fui luego a un encuentro presencial el primer día, me gustó y me quedé.


¿Cómo le explicarías tú al mundo qué es Ojos de perra azul?


Es un podcast donde se habla de la literatura, dándole un enfoque a la vida real. Metes todo eso en una batidora con la locura y salimos nosotros donde hablamos de esas cosas, de lo que sea y siempre acabamos abarcando muchos puntos de vista.


Me encanta la idea de la batidora de la locura, ¿qué tipo de locura aporta Malcolm al podcast?


A ver, yo creo que meditando de todo lo que hablamos en las reuniones, me adentro en este mundo y aporto un punto de vista que no se había pensado. No quiero echarme muchas flores, pero en plan que sí, soy quien marca un poco la diferencia.


O mejor lo traduzco: un disidente al que le gusta provocar.


Es que al final yo hablo mucho, digo bastantes cosas en este podcast. Entonces creo que alguna de las cosas que digo, aquellas que no están cercanas a la locura, pueden dar un sentido a lo que estamos hablando. Aunque puede ser que sí provoque un poco. Y no porque yo tenga mis creencia fijas. Mira que eso se lo vi a una chica en Youtube, que explicaba que si piensas las cosas de una forma, es porque tú eres así, va de forma intrínseca en tu ser. El tema está cuando lo exteriorizas. Dices algo que puede sonar distinto, pero la idea original siempre estuvo en ti, has sido así siempre, no te lo has inventado.


¿Y crees que es importante insistir en este tipo de podcast?


Creo que es importante tener en cuenta la forma en que los jóvenes pensamos, más allá de lo típico de la vida. Que no estoy diciendo que todos los jóvenes sean iguales, que juegan a la play y qué sé yo, todo bien con eso; pero desde que yo participo en Ojos de perra azul, he ampliado todos los temas de los que hablamos. Los llevo a mi vida, y al final me he abierto un poco a la manera de pensar o razonar las cosas, le doy otra lógica a mis problemas, incluso a la hora de leer. De decir por qué no me voy a leer esto que no sea de mi estilo, o por qué no voy a apreciar tal o cual obra del siglo pasado; al final yo creo que es una forma de abrir un poco la mente y te lleva a conocer puntos de vista que ensanchan tu conocimiento.


¿Y no te resulta demasiado intenso?


A ver si tú estás tratando un tema y no lo llevas a los extremos, ¿realmente te estás preguntando sobre el tema o solo estás pasando por lo básico y simple?. En ese sentido, es bueno ser intenso.



Entonces, pensemos en el futuro, ¿a qué cosas aspira Malcolm?


Si hablo desde lo real, aspiracionalmente, quiero vivir de la música. Si hablo cautelosamente, pues conseguir un trabajo o ver alguna carrera universitaria que me guste, porque de momento estoy un poco perdido. Soy la aguja en el pajar, porque no encuentro una carrera que realmente me guste... Lo mío sería poder vivir de la música al 100%.


¿Siempre te interesó la música?


Desde que soy pequeño. Quiero fantasear que incluso desde antes. Siempre estaba tocando cualquier instrumento, cantando, yo no recuerdo un día en el que yo no haya cantado en mi vida. Crecí no solo cantando sino componiendo. Y desde 2020, más o menos, ya produciendo, escribiendo mis letras, tocando varios instrumentos.


O sea que tienes una habilidad innata con los instrumentos musicales.


Sí, tocaba el clarinete, pero se me rompió el brazo. Lo tuve que dejar. Luego descubrí a usar ciertos instrumentos virtualmente.


¿Y así fue que empezaste a componer?


Tenía nueve años cuando compuse mi primera canción. Eran un poco sin más. Poco a poco fui aprendiendo. Escuchar distinto tipo de música también te hace aprender un poco más, eso me ayudó a buscar mi estilo. Ahora estoy súper contento como escribo ahora.


¿Cuál es ese estilo?


En mi vida, soy una mezcla de muchos ritmos. Aunque es verdad que mi centro está en lo urbano y el pop.


¿Y tus inspiraciones?


Mi mayor inspiración es Bad Gyal. Es una influencia muy grande.


¿Cómo relacionas tu vinculación con la música con el acto de leer?


No sé si se vinculen, o al menos no le había pensado del todo. Al final, cuando lees, te cuentan historias, de lo que sea. En mi caso, leo muchos libros sobre amor o juveniles, entonces a veces pienso en cómo aplicar la música a esas historias.


¿O sea que hay libros que te han inspirado a hacer canciones?


No. Una cosa es imaginar cómo musicalizar las historias, y otra es hacer una canción sobre un libro. Eso no me ha pasado. Pero hice una canción sobre un mito que me contó una profe.


¡Qué curioso! ¿Y eso se puede escuchar?


Se podría. Si llega un sonido y una canción de la que esté orgullo, se escuchará.


Háblame de la canción que acabas de sacar: ¿AK-143?


Sí. Llevo mucho tiempo haciéndola. Es que solo podía seguirla cada vez que tenía ese sentimiento que quería que transmitiera la canción. A ver, es que yo escribo sobre mí y, básicamente, si yo no sentía que me gustaba alguien, pues yo no seguía con la canción. Entonces, tardé un año en hacerla, pero el resultado es maravilloso.


O sea que es una canción de amor.

Evidentemente, por todos los puntos. Si tú la escuchas es la canción perfecta de amor.


¿Cómo la compusiste?

De manera digital, en el ordenador, desde cero, buscando los mejores sonidos que le quedaran a lo que yo imaginaba... y con mucha corazón. Nunca antes mejor dicho.


Ok, ¿y en caso de la música no sea la opción? Porque tú dijiste que tenías una aspiración de vida y otra más cautelosa. ¿En qué te ves trabajando si la música no funciona?


Pues sabes que me gusta mucho la educación, pero quizás lo veo como algo muy vocacional. Aunque me gusta bastante, no sé si estoy preparado para ello. También pienso en Comunicación Audiovisual, diseño gráfico y esas cosas; y bueno, también te digo, mi sueño real, mi sueño-sueño siempre ha sido conducir un autobús. Un Alsa que cruce Cartagena, sería ideal. Desde pequeño me sabía todas las marcas de autobuses y camiones. Y así como con la música, que cantaba todo el tiempo; pensaba en conducir cada vez que me subía a un autobús. Hasta me puse a revisar para sacar el carnet. A los 21 años.


Si una selfie tuya se hiciera viral, con la que las personas van a reconocer a Malcolm, ya sea el profesor, el conductor de autobús o el músico, ¿cómo te la imaginas?


Primero fuera de casa, que se vea el cielo. Segundo, con una chaqueta/camisa cuello vuelto, me encanta un buen cuello vuelto y, por supuesto, con las cejas hechas.



Les compartimos el perfil en Spotify de Davlak. Descúbrelo, escúchalo y apóyalo:

















 

Glosario:


Radio Mandarache es una red de podcast en el marco de los Premios Mandarache y Hache impulsados por la Concejalía de Juventud del Ayuntamiento de Cartagena, con el principal apoyo de la Dirección General del Libro y Fomento de la Lectura del Ministerio de Cultura y Deporte.


Ojos de perra azul es un podcast de Radio Mandarache para reflexionar sobre leer. Situamos a quienes leen en el centro del hecho literario para investigar distintos aspectos de la lectura y la cultura del libro. Un lugar de ensoñación y encuentro. Sinestesia, abstracción e intensidad adolescente sin pudor.

0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


postalpezlinternasinlogo_edited.png

Cultura, libros, infancia y adolescencia

Diseñado en Wix

  • Blanco Icono de Instagram
  • Blanco Icono de YouTube
  • Blanco Icono de Spotify
  • Blanca Facebook Icono
  • Twitter Icono blanco
  • Tik Tok
bottom of page