top of page

Pose


Cadena: FX

Creadores: Ryan Murphy, Brad Falchuk & Steven Canals

Temporada: 2


Pose es una serie de vísceras. Es emoción pura. La segunda temporada, más que la primera, busca hurgar en lo difícil que fue la subcultura del ballroom en New York a principios de 1990, cuando Madonna hizo de Vogue una moda y el VIH causaba estragos en la comunidad LGTBIQ. En este caso la serie tiene el foco puesto sobre la homosexualidad masculina y las personas transgéneros, siendo estos últimos, representaciones de las madres de estos personajes abandonados. Es decir, que se explora lo femenino desde Blanca (MJ Rodríguez), Elektra (Dominique Jackson), Angel (Indya Moore) y Candy (Angelica Roose), transgéneros que crecen o se hacen cargo de casas en las que adoptan a chicos marginados de la sociedad. De ellas resalta Blanca, quien transmite un sentido caluroso, entrañable y casi heroico de protección al otro y la comunidad, y a quien además le debemos el ejercicio de explorar su identidad como mujer en el capítulo en que se toma unas vacaciones en la playa. Sobre ella, además, suelen estar los momentos más melodramáticos y cursis de la serie. Va de la mano con Pray (Billy Porter), quien es su mejor amigo en la ficción y son los personajes que sirven de excusa para revertir los códigos visuales a los que nos tenia acostumbrada la televisión, para ofrecernos secuencias amorosas, familiares y sexuales más plurales e inclusivas. No buscan provocar sino normalizar este tipo de escenas ante el espectador.


Es cierto que a veces se les va un poco de las manos el recurso melodramático, sobre todo cuando hacen dos capítulos musicales seguidos, pero suelen recomponerse en el camino. Tienen una buena recreación de la época. Resaltan las coreografías, vestuario, música, edición, lo honesta de sus interpretaciones sin tanta grandilocuencia. Lo que más brilla es la fuerza interpretativa de Elektra. Esta en constante debate con su propia vanidad y egoísmo, dándose paso a una madurez compleja a fuerza de sobrevivir, sentir miedo, apostar por la amistad. Ella es de las típicas malvadas que nos solemos enamorar por su encanto, solo que ella no es realmente mala, es su personaje, el que usa para competir o trabajar de dominatrix. Elektra es, al fin y al cabo, la viva voz del colectivo. Incluso más que Pray.


Es una serie sobre la familia, los amigos, el amor y la necesidad de construir comunidad. Pero una comunidad que se protege, ama y respeta. No es una serie "gay", es una serie sobre la superación, un documento histórico de las minorías, una crítica sobre el sistema sanitario estadounidense o sobre la construcción de la sociedad en los últimos años. Rinde tributo a la lucha de muchos sobrevivientes de la época y deja un mensaje esperanzador. Esa voz optimista en medio de tantos obstáculos, es donde brilla su historia.





0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


postalpezlinternasinlogo_edited.png

Cultura, libros, infancia y adolescencia

Diseñado en Wix

  • Blanco Icono de Instagram
  • Blanco Icono de YouTube
  • Blanco Icono de Spotify
  • Blanca Facebook Icono
  • Twitter Icono blanco
  • Tik Tok
bottom of page